EPS MUTUAL SER INDOLENTE, PROPICIA TORTURA A PACIENTE CON ENFERMEDAD HUÉRFANA Y NIEGA MEDICAMENTOS

Saben que tiene que ver este Pedro Ojeda un humilde podador de árboles del corregimiento de  Mocari (Montería Córdoba) y  su homónimo Pedro Ojeda, poderoso empresario monteriano, dueño de la concesión ELEC S.A, Centro Comercial Alamedas y otros prósperos negocios de córdoba, promotor y autor del elefante blanco de la 41 y otras cosas non […]

De Milton Otero

11 agosto, 2018

Saben que tiene que ver este Pedro Ojeda un humilde podador de árboles del corregimiento de  Mocari (Montería Córdoba) y  su homónimo Pedro Ojeda, poderoso empresario monteriano, dueño de la concesión ELEC S.A, Centro Comercial Alamedas y otros prósperos negocios de córdoba, promotor y autor del elefante blanco de la 41 y otras cosas non sactas? ..Pues acompáñenme a viajar por este reportaje y les diré que tienen en común y que los separa..

Aberrante caso del sistema de salud propiciado por la EPS MUTUAL SER en Montería…

El cuadro diabético que padece  Odaliz Quintana, una humilde ama de casa de 40 años de edad natura de cerete  desde hace ya más de 6 meses, que viviendo en la absoluta pobreza extrema en esta humilde vivienda ubicada en la Calle 11 del barrio Camilo Torres del corregimiento de Mocari al norte de la capital cordobesa,  quien hoy se encuentra completamente abandonada indolentemente a su suerte por su   EPS MUTUAL SER a la que está afiliada, más que abandonada, tirada en una cama sin ninguna protección de salud, pudriéndose en vida, sin las mas mínimas medidas higiénicas, higiénicas sí, una condición requerida especialmente para esta enfermedad de alto riesgo,  casi viviendo como vemos a la intemperie, sin que su EPS MUTUAL SER le importe un bledo,  es extremadamente lamentable…

Una EPS irresponsable cuyos funcionarios perversos  y desalmados abandonaron a sus suerte, (dejaron de prestarle el servicio médico asistencial tanto en su clínica      como en su casa y dejaron de suministrarle la INSULINA que por ley están obligados a hacerlo)…es decir como para que con el mayor sufrimiento del mundo muriera apartada del mundo como un castigo por ser pobre…que ironias de la vida ¡

Odaliz solo vive aferrada al delgado y frágil hilo de vida que contra el mundo le brinda su incondicional marido pedro Ojeda, un pobre hombre de la tercera edad  que vive en lamentable condiciones de pobreza extrema,  del rebusque, cortando y podando árboles en barrios contiguos como Garzones, Comfacor, los Cedros Mocari etc, a los cuales últimamente ya casi ha dejado de visitar con la frecuencia que antes lo hacía, porque en sus hombros extremadamente “flacos” solo intenta sobrellevar  la enfermedad de Odaliz  su mujer…

y como si fuera poco el calvario por el que atraviesa esta humilde familia monteriana, acosados por enfermedades de alto riesgo… también pedro tiene que ocuparse casi tiempo completo y sin ningún recurso ni subsidios, de su hijo menor de edad quien padece una epilepsia de mucho cuidado…

Pedro tiene que comprar de su pobre bolsillo obtenido milagrosamente de la poda de árboles los costosos medicamentos a su pequeño hijo enfermo también.

Mal que bien pedro sobrellevaba su pobreza extrema, años anteriores:  podían vivir en condiciones paupérrimas pero había para comer y pagar la luz y demás servicios públicos antes de que esta eps abandonara con su enfermedad catastrófica a su sufrida y abnegada Odaliz, aun sin contar incluso con los familiares de Odalis que viven en el municipio de Cerete sin importarles el sufrimiento que padece esta mujer, su familiar.

Si los gerentes y funcionarios de las EPS  que se resisten a cumplir con su papel como la ley les obliga fueran un poquito más humanos, bajar del pedestal y las comodidades en que viven, se concientizaran en el terreno y observaran en primera fila el sufrimiento en carne viva, tal como lo mostraremos en este reportaje, de la tragedia y el calvario por el que tienen que pasar las victimas  que causa su indolencia e irresponsabilidad, tal vez de este sistema maldito de salud no habría tanto rechazo y constantes  quejas bien fundamentadas a través de tutelas que tienen colapsados los juzgados, sobretodo de los usuarios de las comunidades más vulnerables, reclamando la requerida atención para su salud, esa que obligatoriamente y de acuerdo a las leyes el estado debe brindarles religiosamente,

Sentencia de la corte constitucional  t-760/2008

….especialmente a enfermedades catastroficas de alto riesgo como la diabetes, la epilepsia otras enfermedades huérfana,  caso que por razones de humanismo ante tan estremecedora tragedia hoy le hemos dando  a conocer,  por las condiciones de extremo sufrimiento que padece Odaliz Quintana, quien en vida como hemos visto se está pudriendo por las llagas causadas por esta enfermedad derivadas de la irresponsabilidad y el abandono en que la tiene su EPS MUTUAL SER y su pequeño hijo que padece otra enfermedad huérfana..

 

Pues bien…los Pedro Ojeda mencionados tiene que ver en común con su nombre y apellido de un lado, una casualidad del destino…

 Que ambos viven en el norte de Monteria, otra casualidad…

…y sencillamente lo que los separa al uno del otro, es que uno vive en la pobreza extrema, atropellado absolutamente por muchos males del destino, por el sistema de salud  inhumano, las desigualdades e injusticias sociales, anda a pie arrastrando una carreta donde lleva su escalera y su machete para podar árboles, y medio rebuscarse, tiene una mujer que abandonó su EPS MURUAL SER a su suerte, a que terminara sus últimos días con un sufrimiento extremo y un pequeño hijo con otra enfermedad catastrófica como la Epilepsia..

… mientras que el otro Pedro Ojeda anda en una cuatro puerta último modelo seguramente, escoltado y con blindaje, es dueño de casi todos los grandes negocios de Monteria, y seguramente por ser rico tiene a sus pies el sistema de salud perverso de la ley 100, y que al menor dolor de cabeza de su familia le ponen y montan  al instante todo un sistema de salud de 6 nivel de complejidad las 24 horas los 365 días al año, los mejores especialistas y servicios durante el tiempo que ellos decidan tenerlos..

 …es decir, a estos dos Pedro Ojeda los separa el capitalismo salvaje, nada más ni nada menos… donde quien tiene más saliva traga más harina…

…los separa todo el cosmos del universo  social al extremo; mientras uno vive en una de esa infernales puertas que tiene infierno de la pobreza, el otro mora en el cielo o paraíso extremo de las comodidades, y jamás podría pensarse que la palabra humanismo llegase a ser un punto de encuentro filantrópico entre el Pedro que ayude a su homónimo que padece..

…es decir para infortunio suyo amigo, Nada que ver…mientras tanto al pedro podador de Mocarí, el vulnerable pedro Ojeda, el sistema maldito y perverso de salud, irresponsablemente le tiene a su mujer y su hijo peligrosamente al borde la muerte…

 

Colombia
Judicial
Salud
PUBLICIDAD

Director: Milton Otero
Todos los derechos reservados: Las Notas de Milton Otero 2021
Denuncias a 3002481457 ||| 3015329400
error: Contenido protegido ;)